jueves, 25 de enero de 2007

ESTADÍSTICA, CIENCIA EXACTA O MANIPULACIÓN

La Ciencia es el estudio metodológico, razonado y objetivo de algunas de las realidades que nos rodean. Gracias a ésta, el SIG, Sistema de Información Geográfica, cartografía la península y es capaz de contabilizar el número exacto de olivos, viñas y plantaciones por hectárea. Con la Ciencia llegaron aparatos complejos que cifran con certeza la pluviometría. Aparecieron medidores de densidad de partículas contaminantes en el envenenado aire de Madrid –como vemos con las nube de polvo sahariano–, o también llegaron contadores que la DGT usa para conocer el flujo de vehículos en las carreteras de España.
Así pues es ridículo que las polémicas cifras oficiales de la manifestaciones , habituales en las calles de la capital, bailen en más de un millón de asistentes. Si el CIS, pagado por todos los españoles es un organismo serio, sus cifras serán fruto de la investigación estadística. Y si el CIS tiene autoridad indiscutible, ¿Cómo es posible que algo cuantificable, como la densidad de personas en un espacio tan determinado, como el recorrido de una manifestación, pueda ser variable en más de un 1000 por ciento? Espero que a quién corresponda demostrar autoridad científica, aclare de dónde proceden tan dispares resultados.